"Sé humilde y permanecerás integro". Inclinate y permanecerás erguido. Vaciate y seguirás pleno. Consumete y serás renovado.
El que tiene poco, recibirá. El que tiene mucho se turbará.
Por eso el sabio abraza la unidad y se convierte en modelo para el mundo.
No se exhibe, y por eso destaca.
No se afirma a sí mismo, y por eso brilla.
No se vanagloria, y por eso obtiene reconocimiento.
No da importancia a su persona, y por eso otros lo realzan.
Y por que no compite, nadie en el mundo puede competir con él.
Esta es la vía que conduce a la plenitud.
El orgullo del victorioso es el germen de su declive.

Tao Te King Lao-Tse




lunes, 2 de agosto de 2010

Muladhara Chakra


Muladhara chakra, del sánscrito mula que es raiz y adhara que significa soporte, es la base, la raiz de donde emerge todo nuestro sistema energético, se situa en la base de la columna vertebral, en el perineo, entre los genitales y el ano, y se corresponde con el plexo sacrocoxígeo. Esta orientado hacia abajo, es un vórtice energético que nos conecta energéticamente con la Tierra, nutre a nuestro primer cuerpo, el físico y nos une con la primera dimensión, el plano físico. Esta rueda energética dirige las energías cósmicas en el plano terrenal, a la vez que recibe la energía de la tierra fluyendo a través suyo hacia todo nuestro Ser.



Aquí tomamos contacto con el espíritu de la Madre Tierra, experimentamos su fuerza elemental, su abundancia y su protección.
Esta energía esta destinada para cubrir las necesidades fundamentales de la vida y la supervivencia (alimento, cobijo, sustento...) tanto individuales como globales.



El mandala que lo representa es un loto de cuatro pétalos rojos en los cuales aparecen las letras sánscritas va, ca, sha, sa en color dorado, cuando se medita o se recitan estos mantras se hace de derecha a izquierda como si estuvieran en un círculo. Mantra significa todo aquello que calma la mente. En el centro del mandala hay un cuadrado amarillo que representa a prithivi, el elemento tierra. Su bija mantra o sonido primordial es LAM y su vibración es la frecuencia del armónico Do, los bija mantra o mantras semillas son sonidos que encierran un gran poder y un significado místico en su interior.

Él «si» a la vida en la tierra, a la existencia física, y la disposición de actuar en armonía con la energía de la Naturaleza y aprender de ella son dones de un primer chakra abierto.
Nos da la seguridad terráquea y él «suelo seguro» bajo los pies, sobre el que podemos construir nuestra vida, y simultáneamente nos provee de la energía necesaria para la actividad creadora en el mundo. Además, nos proporciona la fuerza para imponernos y la constancia o perseverancia.

La construcción de una existencia, el aseguramiento material y la «conservación de la propia especie» mediante la fundación de una familia también entran dentro del ámbito de acción del primer chakra, al igual que la sexualidad como función corporal y como medio para la procreación.
El chakra radical forma el fundamento más importante de la vida y la fuente de la energía vital para los chakras superiores. Aquí se encuentra la mayor reserva de energía cósmica evolutiva que poseemos como seres humanos, la energía Kundalini, la serpiente enroscada que en el desarrollo evolutivo asciende en espiral por la columna vertebral despertando y conectando todos los chakras. En él arrancan también los tres canales principales, Sushumna, Ida y Pingala. A semejanza de nuestro corazón en el cuerpo físico, el chakra basal es el punto central de nuestro sistema de circulación de la energía no material. Además, es donde se asienta el subconsciente colectivo, todos los códigos evolutivos del ser humano, a cuyo conocimiento memorizado tenemos acceso desde aquí.


Funcionamiento armónico

Cuando tu chakra radical está abierto y funciona armónicamente, experimentas una profunda y personal unión con la Tierra y sus criaturas, una fuerza vital no enturbiada, un estar basado en ti mismo y en la vida, la satisfacción, la estabilidad y la fortaleza interior. Te sientes inmerso en el ciclo natural de la vida, en la alternancia del reposo y la actividad, de la muerte y del nuevo nacimiento. Tus acciones son llevadas por el deseo de participar creativamente en la configuración de la vida en tu planeta madre, en consonancia con la fuerza generadora de la tierra, con la vida en la naturaleza. Te resulta fácil realizar tus objetivos en el mundo. Tu vida es llevada por una imperturbable confianza original. Vives la tierra como un lugar seguro en el que recibes todo cuanto necesitas: dedicación, alimento, seguridad y protección. Así te abres pleno de confianza a la vida en esta tierra y aceptas agradecido todo cuanto ella tiene dispuesto para ti.

Funcionamiento inarmónico

Cuando existe un bloqueo o una disfunción del chakra radical, no apetece hacer ejercicio físico, no existe confianza en sí mismo, tu pensamiento y tu acción dan vueltas predominantemente en torno a la posesión y la seguridad materiales, así como en torno a los estímulos y placeres sensoriales, como, por ejemplo: la buena comida, las bebidas alcohólicas, el sexo, etcétera. Tienes la tendencia a protegerte y limitarte. Tu actuar está predominantemente dirigido a la satisfacción sólo de tus propias necesidades. Y soslayas, o pasas por alto inconscientemente, las necesidades que tienen los demás y tu propio cuerpo de una alimentación más sana y moderada, reposo suficiente y una forma de vida equilibrada y armónica.
En el caso extremo, te aferras a determinadas ideas y ambiciones de las que no puedes desprenderte. Cuando tus fijaciones son desafiadas por las circunstancias o por otras personas, reaccionas excitándote y enojándote con facilidad. Y en situaciones extremas, también de forma iracunda y agresiva. La imposición violenta de los propios deseos e ideas cae asimismo dentro del ámbito de un chakra radical trastornado.
La ira, el enojo y la violencia son en último término mecanismos de defensa que apuntan a una carencia de confianza original.
La Tierra es para ti un lugar que debe ser dominado y explotado, para garantizar la supervivencia del hombre. Así, la rapiña que hoy día se ejerce con las fuerzas de la Tierra, y la destrucción de su equilibrio natural, son síntomas de una alteración del chakra radical en la mayoría de los hombres actuales.


Para el desbloqueo, la activación y armonización del chakra raiz se puede recitar su bija mantra, se puede conducir allí el prana o energia vital simplemente con la concentración en ese punto pero lo más recomendable es la práctica de la danza, del Yoga, o de cualquier disciplina espiritual o de artes marciales, que desbloquee el cuerpo y lo haga íntegro, fluido e impecable en sus acciones.